Cuidado de labios

  • Comparte:
Sus características peculiares hacen que los labios y su contorno sean de las zonas más delicadas de la cara. A continuación presentamos tips para mantenerlos en su mejor apariencia.
 
Hidratación
 
Los labios son naturalmente deshidratados: no cuentan con glándulas sebáceas por lo que carecen de producción de grasa y tienden a cuartearse y perder agua más rápidamente (en los labios se pierde 10 veces más agua que en el resto de la piel). 
La saliva lo empeora: por sus propiedades ácidas y funciones en el sistema digestivo, la saliva deshidrata los labios. No se recomienda lamer los labios para hidratarlos; en su lugar se sugiere la aplicación de un bálsamo humectante.
Se hidratan con productos especializados: bálsamos humectantes (en cualquier presentación: barra, crema, ungüento, etc.) aplicados varias veces al día o cuando se sientan resecos. Estos productos son hechos con vaselina o jalea de petróleo, cuya viscosidad crea una protección artificial para no dejar escapar el agua de la piel. 
 
Exfoliación
 
 
Para llevar a cabo la exfoliación se recomienda el uso de un cepillo de dientes usado (con cerdas menos firmes) sobre los labios mojados, haciendo pequeños movimientos circulares. Para terminar, hidratar con un bálsamo humectante. De esta forma se removerán los pequeños trozos de piel muerta que queden sobre los labios, además de que es una excelente forma de prepararlos para un maquillaje especial. Al exfoliar los labios el color del labial se asienta mejor y permanece por más horas.
La frecuencia depende de cada persona: si los labios tienden a resecarse mucho y muy a menudo, exfoliaciones periódicas, y suaves, serían adecuadas.
 
Protección solar
 
 
Los labios tienen cero o muy poca melanina (el pigmento presente en la piel que la protege de los rayos ultravioletas) por lo que son más sensibles a la exposición solar. Se sugiere el uso diario de un bálsamo que incluya Factor de Protección Solar, sobre todo si se visitan lugares con temperaturas más altas o más bajas de lo acostumbrado (como la playa, la montaña).
 
 
Maquillaje
 
Pasos para aplicar el labial:
1. Aplicar el delineador o perfilador del mismo color del labial.
2. Rellenar con el labial.
3. Acentuar el color con la aplicación de un brillo en el centro de los labios (parte interna).
Si se cuentan con labios de fácil deshidratación, se sugiere empezar humectándolos con un bálsamo, antes de la aplicación del delineador o labial.
A la hora de seleccionar el labial, hay que tomar en cuenta que los labiales de larga duración tienden a resecar más los labios. Los labiales brillantes o brillos hidratan los labios pero tienden a durar menos tiempo. Los labiales en crema tienden a mejorar la apariencia de labios rotos o muy deshidratados, defectos que resaltan los labiales mate.
Emplear un pincel para aplicar el labial hace que el proceso sea más fácil ya que se tiene mayor control, y se tiene una cobertura más detallada de las comisuras de los labios.
 
Contorno de labios
 
El contorno de labios y el contorno de ojos son las zonas más delicadas del cutis, ya que son las menos gruesas. Por su carencia de glándulas sebáceas tienen, además, mayores posibilidades de pérdida de elasticidad, lo que conlleva a que se produzcan signos de envejecimiento prematuro. 
 
Al igual que el contorno de ojos, la zona que rodea los labios presentará líneas de expresión prematuras si se abusa de la exposición solar y si se fuma. Los químicos presentes en el cigarrillo provocan que se pierda más agua en la piel (sobre todo en el contorno de labios), y disminuyen el colágeno y la elastina. Además, la succión que se hace con la boca al consumir el cigarrillo estimula la aparición de arrugas en la zona. 
 
Se sugiere la hidratación diaria del contorno de labios con el humectante de contorno de ojos que se emplea a diario. Si al aplicarlo, sobra un poco más de este producto, puede aplicarse sobre los labios. 
 
Para atenuar las líneas de expresión ya presentes en el contorno de labios se recomienda el uso de productos con Retinol, ingrediente que favorece el aumento del grosor de esta delicada piel, delgada por naturaleza. Este proceso provoca que la piel del contorno de labios sea más resistente a las arrugas y se mantenga un aspecto juvenil. 
 
 
En Locatel
 
En nuestros pasillos de Higiene y Belleza, así como en los Dermocenter de nuestros establecimientos, conseguirás productos para el cuidado de labios, incluyendo una amplia gama de maquillaje. Consulta gratuitamente a nuestras Dermoconsejeras o Asesoras de Belleza por el que más te convenga.