La detección temprana es la clave para vencer el cáncer de mama

  • Comparte:
El cáncer de mama es la primera causa de muerte de mujeres a nivel mundial; en 2015 se atribuyeron a esta enfermedad 571.000 defunciones según datos ofrecidos por la Organización Mundial de la Salud (OMS).  No obstante, la Unión Latinoamérica Contra el Cáncer de la Mujer, asegura que su detección oportuna puede evitar en 75% la mortalidad, cifra que podría aumentar si el diagnóstico se realiza durante las etapas 0 y 1 de la enfermedad.
 
En términos generales, el cáncer de mama puede definirse como la expansión descontrolada y desorganizada de las células del seno, que puede invadir tejidos vecinos o propagarse a áreas distantes del cuerpo, según expertos este proceso puede darse de forma lenta o rápida.
 
Si bien aún se desconocen las causas exactas que ocasionan el cáncer de mama, existen factores de riesgo que pueden influir en su aparición, tales como: fumar tabaco, falta de actividad física, mala alimentación, obesidad, consumo de alcohol, infecciones, radiaciones, contaminación ambiental, usar la talla incorrecta de sostén, entre otros.
 
En este sentido, la organización venezolana Senos Ayuda plantea el ABC contra el cáncer de mama, el cual representa 3 pasos fundamentales que deben seguirse para una detección temprana y oportuna de la enfermedad, los cuales son:
 
1. Examen clínico: exploración clínica de las mamas como parte de la rutina anual de evaluación ginecológica. Además, se debe revisar la historia médica y comprobar si existen antecedentes de cáncer en la familia.
 
2. Mamografía: radiografía del seno. Esta puede encontrar el tumor cuando es muy pequeño (del tamaño de un grano de arroz). Se debe realizar anualmente a partir de los 35 años o antes si hay factores de riesgo.
 
3. Conozca sus mamas: auto examen mensual que se debe realizar 7 días después de haber terminado el período. Este procedimiento consiste en observar y palpar las mamas, lo que permitirá conocerlas y detectar algún signo de alerta (endurecimiento, secreciones espontáneas, modificaciones en la piel o pezón, cambios de tamaño y hendiduras).
 
El descubrimiento a tiempo de cualquier signo de alerta puede ser la diferencia entre la vida y la muerte, ya que al desconocerse los factores específicos que desencadenan la enfermedad, los médicos siguen apostando por un diagnóstico anticipado y oportuno como clave para vencer al cáncer de mama. 
 
Si el hallazgo se realiza entre las etapas clínicas o estadios 0 y 1, el paciente puede recibir un tratamiento adecuado y superar la enfermedad, debido a que el tumor cancerígeno no ha invadido otros tejidos u órganos y tiene un tamaño menor a 5 cm. Se ha demostrado que el cáncer de mama tienen altas probabilidades de curación, un 90% es la tasa de supervivencia promedio a 5 años y de un 83% a 10 años, según cifras de la American Cancer Society.
 
Es por ello que al celebrarse el 19 de octubre el Día Mundial del Cáncer de Mama, Locatel se une a esta iniciativa para generar conciencia en hombres y mujeres de la importancia que posee un diagnóstico oportuno y un seguimiento constante, para ganarle la lucha al cáncer.